9 consejos para gestionar la ira en niños con TDAH

Cápsula sobre cómo ayudar a niños con TDAH a gestionar sus emociones
9 consejos para gestionar la ira en niños con TDAH

Para los niños con TDAH, gestionar las emociones puede ser complicado. Las situaciones frustrantes o estresantes pueden provocar una reacción de ira.

9 consejos para gestionar la ira en niños con TDAH

1. Analizar qué provoca esta reacción, ya que pueden haber desencadenantes que provoquen esta actitud como el hambre, cansancio, etc.

2. Intervenir antes de que el niño se excite. Proponerle respirar profundamente o contar hasta 10 puede ser útil para calmarle.

3. Darle un tiempo para que se calme. Una vez se tranquilice, hablar sobre qué ha sucedido y cómo lo puede cambiar.

4. Poner etiquetas a las emociones. De este modo, el niño puede expresar con palabras cómo se siente en el momento.

5. Limitar las opciones a elegir. Si el niño tiene delante demasiadas opciones para decidir, puede terminar estresándose.

6. Asegurarse de que duerme profundamente, ya que la falta de sueño provoca irritabilidad y frustración durante el día.

7. Ser un referente: no olvides que la mejor manera de enseñar a gestionar las emociones es con el ejemplo.

8. Leer libros sobre emociones conjuntamente, para luego reflexionar sobre el contenido.

9. Dedicar un tiempo para disfrutar juntos. Destina una parte del día a pasar un tiempo especial con el niño o niña.

 


Referencia

ADHD and Anger Management for Children (2019). Very Well Mind.