Trastornos de conducta: ¿cuáles son los factores de riesgo?

Factores relacionados con la predisposición a las alteraciones de la conducta
Trastornos de conducta: ¿cuáles son los factores de riesgo?

Hay una serie de factores que numerosos estudios relacionan con la predisposición a las alteraciones de la conducta en niños y adolescentes.

Los factores que predisponen a los niños y adolescentes en las alteraciones de la conducta han sido sido ampliamente estudiados, de los estudios desarrollados se puede concluir que los niños que tienen más riesgo de desarrollar trastornos de la conducta son los que presentan: temperamento difícil (poca capacidad de adaptación), signos tempranos de comportamiento agresivo, dificultades escolares, bajo rendimiento académico, historias familiares de comportamiento antisocial (padres y / o abuelos), una crianza incoherente, estilos educativos negligentes, disciplina severa, abuso físico o sexual, violencia familiar, falta de supervisión y algunas psicopatologías familiares.

Otras causas o factores no tan evidentes, pero que han demostrado una aumento y relación del riesgo de presentar trastornos de la conducta son: discapacidad psíquica por parte de algunos de los progenitores, complicaciones perinatales (bajo peso al nacer, complicaciones obstétricas) maternidad precoz ( antes de los 18 años), poco interés de los progenitores por el progreso y aprendizaje académico de los niños y adolescentes, consumo de programas, videojuegos y series visuales o televisivas con alto componente de violencia y agresividad.

En general los factores de riesgo se suelen presentar combinados, por lo que la combinación de todos ellos hacen la contribución específica al pronóstico.

Los factores de riesgo tienen diferente peso específico según el momento evolutivo en que se manifiestan y según las condiciones del entorno social, familiar y educativo.

Los factores de riesgo también varían en función del niño y / o adolescente, en algunas ocasiones los factores de riesgo son los mismos, pero la incidencia y persistencia de la conducta viene condicionada por el sexo.

Por ejemplo, situaciones de agresividad hacia los maestros en la educación primaria, es un factor de riesgo, en la aparición de trastornos de la conducta relacionados con la delincuencia. También los factores ambientales y las relaciones complejas de los chicos con las madres, son factores de riesgo.

 

Referencia:

American Psychiatric Association., et al. DSM-5: Manual Diagnóstico Y Estadístico De Los Trastornos Mentales. 5a ed. Editorial Médica Panamericana, 2014.